domingo, 15 de noviembre de 2009

Tarde de cine: (500) Días Juntos



Acabo de volver del cine. He ido a ver "Celda 211", pero a última hora he cambiado y he entrado a ver "(500) Días Juntos" -(500) Days Of Summer-. No sé si habrá sido un buen cambio, pero... ME HA ENCANTADO esta última película.

Como lo de hacer críticas cinematográficas nunca se me ha dado bien, copio la de "20 Minutos":

El amor es un viaje, frecuentemente, de ida y vuelta que el cine, al menos el comercial, sólo nos enseña en la ida. El mérito principal de "(500) días juntos" es precisamente ése, reírse del amor y sus miserias, desde el desplome de la curva descendente. En ese sentido, y en muchos otros, la ópera prima de Marc Webb es una comedia romántica a contrapelo; es más, no es una comedia romántica en absoluto. Más bien es una comedia no-romántica, no-amorosa y no-sentimental, aunque, y esa es la gracia, se disfrace de tal, al ritmo meloso de Los Smiths, Feist o Carla Bruni.

"(500) días juntos", gran revelación de la temporada indie norteamericana, no es una película que se signifique por la originalidad del planteamiento, ni por su trillado periplo de desamor desbocado. Lo que la hace única es la frivolidad irresistible del tono, su desternillante aparejo autoparódico y su muy imaginativa y cantarina puesta en escena. Webb nos introduce en la clamorosa caída del guindo de un primo cualquiera, idealista y amante del amor, que cree haber encontrado a la mujer de su vida atolondrado en por los flechazos de Cupido hasta que le toca lidiar con el amargo sabor de las calabazas y los sueños rotos.

Sustentada en un libreto de lengua afilada, tan agudo en su espumosa mitificación-desmitificación del querer romántico como comprometido con la subversión del tópico y la chanza generacional a costa de unos treintañeros representativos, de carne y hueso, esta deliciosa inmersión en la hiel del desencanto amoroso derrocha imaginación visual, musical y formal por todos los poros de su piel. "(500) días juntos" es un pseusdocómic, un artilugio de impagables propiedades lúdicas, que se toma a sí mismo a guasa dignificando así la comedia pop de toda la vida, melódica y bañada de sentimentalismo de estribillo machacón.

Nada nuevo bajo el sol, pero Webb es un tío con talento que sabe exprimir al máximo el brillo engañoso del estereotipo, que tiene, es evidente, un don innato para la alta comedia urbanita, y, más importante, la habilidad de contar historias cambiando de registro a cada esquina. Su película es un collage de formatos, que juega magistralmente con el efecto polivisión, con las idas y venidas en el tiempo, saltando de la lágrima (nada solemne) a la guasa sin trastabillar ni despeinarse, que sabe, y es tiene mucho mérito, ser diferente haciendo un cine que no lo es en absoluto.

El resultado es una cinta entrañable, con corazón y carácter, tierna, que no ternurista, cachondísima y con licencia para dejarte con un palmo de narices, no tanto por el qué como por el cómo. Cine que inyecta contundentes dosis de buen rollo en vena con buenas artes y, en última instancia, una de esas películas que recomiendas a todo hijo de vecino para alegrarle la vida.




Para próximas idas y venidas al cine, ¿qué película me recomendáis?




8 arañazos...:

Otoño dijo...

A mí también me encantó!
No la recomiendo para momentos de bajón y problablemente todo el mundo acabe odiando a la chica jaja
Pero es verdad que no es una película que te deje indiferente :)

Un beso!

Anna dijo...

Ay, yo quiero ver las dos :( Malditos examenes!!!!!!

Besotes Paula (en cuanto termine, al cine y a lo que haga falta :P)

marijose dijo...

Yo me puse a verla y últimamente estoy tan casa que... ¡¡¡me quedé dormida!!! Eso sí, me estaba gustando mucho, así qeu tengo que sacar un hueco para ver el final jejejeje.

Besos!!

Chasky dijo...

A mi la peli me moló un montón, además me encantó cómo vestía el chaval y la música de diez. Yo fue ver los pósters que tenía en la habitación de los Smiths y de los Pixies y ya se me caían las lágrimas.

Nunurina dijo...

Tienes un blog muy bueno, me ha gustado! gracias por tu visita.
Besos.
Seguiré viniendo por aqui.

Arien dijo...

Hola! Yo la empecé a ver pero por problemas ajenos no pudimos terminarla xD A ver si mañana nos da tiempo jeje
Pues....yo he visto hace poco 2012 y..lo pasé fatal, las pelis del fin del mundo me hacen sufrir! Y también Luna Nueva, pero por obligación, no te digo más jajaja

Tu blog es super mono!! Me encanta que el cursor se convierta en Hello Kitty y..la foto del perfil(L)jeje

:)

Esther dijo...

No me pidas que te bese porque te besaré, de Albert Espinosa, experto en sacar pa' fuera optimismo.

PD: qué bonito blog :)

Mary Lovecraft dijo...

mira que le tengo ganas a esta peli :D

pero no tengo tiempo ni para ir al cine :(

un besete